recherche

Accueil > Les Cousins > Amérique Centrale et Caraïbes > Puerto Rico Reconstruyendo la izquierda puertorriqueña

13 octobre 2005

Puerto Rico
Reconstruyendo la izquierda puertorriqueña

par Padre Luis Barrios

 

El asesinato del compañero Comandante Filiberto Ojeda Ríos líder del Ejercito Popular Boricua-Macheteros, ha despertado una evolución positiva en el movimiento descolonizador e independentista Boricua. El mensaje del Comandante Filiberto ese mismo día que la policía federal del imperio, FBI, lo fusiló- el 23 de septiembre, Grito de Lares- fue uno de carácter profético en el cual nos llamó a la unidad patriótica.
Filiberto Ojeda Ríos

De frente a esta realidad me parece importantísimo el poder elaborar unas reflexiones las cuales humildemente quiero compartir con ustedes. Primeramente, corríjanme si estoy equivocado, pero tengo entendido que la organización mas grande que agrupa al independentismo puertorriqueño lo es el de la gente no afiliada. Por lo tanto, cualquier llamado a la unidad debe de partir de esta realidad.

Ahora bien, ¿cuales son algunas de las realidades que impiden nuestra unidad patriótica ?

A mi me parece, y puedo estar equivocado, que las diferentes estrategias de descolonización e independencia para Puerto Rico como lo son por ejemplo : el poder votar en las elecciones nacionales ; la celebración de un asamblea constituyente (por partidos políticos o por voto directo del pueblo) ; el solicitarle al Congreso de Estados Unidos nuestra independencia ; el solicitarle a las Naciones Unidas que tome responsabilidad en declarar nuestra independencia ; el que recurramos a la lucha armada o el que seamos socialistas, comunistas o nacionalistas, mas allá de ser lo que son, estas diferentes estrategias son más una excusa de quienes militamos en ellas para no construir un movimiento de liberación para nuestra patria.

Si partimos de la realidad de reconocer que estas luchas son complementarias y no antagónicas, podemos darnos cuenta que es posible el poder crear una unidad en diversidad.

Esta unidad en diversidad tiene por desgracia una serie de enemigos entre los cuales se distinguen los siguientes.

Por un lado el dogmatismo el cual no permite el cuestionamiento negando la idea de la variabilidad.

A esto se suma inmediatamente el sectarismo caracterizado por el fanatismo y la intransigencia de verlo todo por un solo lado.

Otro enemigo de esta unidad en diversidad lo es el caudillismo que profesamos y a través del cual idolatramos a una persona y si esta no fue quien dijo lo que se está diciendo, entonces no es aceptable.

No quiero pasar por alto el protagonismo en el cual se desarrolla una especie de teatro patriótico en donde yo tengo que ser el personaje principal de la obra, de lo contrario, no participo. Este culto de adoración al ego no me permite estar en donde no se me da una oportunidad para hablar o el que pueda ser reconocido.

Súmenle a todo esto lo que podemos identificar como la calumnia basada en un chisme con la intención de eliminar, desacreditar o menospreciar cualidades patrióticas las cuales erróneamente considero rivales.

De aquí el que se arrastre rencillas viejas como excusas para que no trabajemos juntas y sigamos en la enfermedad del izquierdismo, o sea, una actitud que como resultado del dogmatismo, sectarismo, caudillismo, protagonismo y la calumnia, se vierte en posiciones ineficaces o aberrantes.

Por lo tanto, la unidad no puede ser una nostalgia filibertista o una melancolía machetear. Eso seria faltarle al respeto al hermano Comandante Filiberto.

Aquí en la ciudad de Nueva York hemos comenzado a trabajar en este asunto. Viva Puerto Rico libre y paz con justicia.


El Diario - La Prensa
, 10 de octubre de 2005

Retour en haut de la page

El Correo

|

Patte blanche

|

Plan du site

| |

création réalisation : visual-id